Ayer, miércoles 23 de enero de 2019, se inaguró la controvertida estatuilla del diablillo en la calle de San Juan. Acontecimiento que fue cubierto por decenas de medios de comunicación locales, regionales, nacionales e internacionales.

Lo que poca gente sabe, y de lo que probablemente de lo que ninguno se hará eco es que a apenas 20 m del diablo, en la otra acera de la calle de San Juan, hay un afloramiento de rocas formadas en una playa tropical que cubría Segovia hace unos 84 millones de años. Eso sí que es singular y ninguna otra ciudad Patrimonio de la Humanidad lo tiene así de accesible para los segovianos y turistas.

Escanea el código QR del azulejo que hay sobre la roca y descubre más curiosidades sobre la playa a la que ha llegado el diablillo: http://www.segovia.es/educaPatriGeo/ELIGES06/
El código QR y la información disponible del Lugar de Interés Geológico pertenecen a la iniciativa de educación ambiental con patrimonio geológico (EducaPatriGeo) del Ayutamiento de Segovia y que fue presentada el pasado mes de diciembre.