Poner una pica en ‘flat pools’

Durante siglos, y desde inicio de la Edad Moderna (siglos XVI y XVII), los tercios de la infantería española con piqueros (soldados que portaban lanzas largas llamadas ‘picas’) con sus éxitos en campañas y batallas en Flandes, Italia, etc., acuñaron el popular dicho de «Poner una pica en Flandes», que viene a significar «Ser mucha la dificultad para conseguir algo» (Diccionario RAE, 2001).

Pues bien, en pleno siglo XXI, las picas no las ponen los soldados españoles en batallas, sino los científicos españoles que han tenido que emigrar en busca de oportunidades de continuar con su investigación en el extranjero; y no se ponen en Flandes, sino en ‘flat pools’ o lagunas someras. Es el caso del doctor Óscar Cabestrero Aranda, miembro de la asociación Geología de Segovia, de quien ya tuvimos ocasión de hablar en esta web con motivo de su tesis doctoral y sus estudios sobre las lagunas alcalinas de las provincias de Segovia y Valladolid; y que realiza una estancia postdoctoral en Chile (Universidad Católica del Norte, Angamos, Antofagasta), estudiando los salares del altiplano chileno y la precipitación de minerales en relación con complejos microbianos.

Recientemente (el pasado día 20 de mayo de 2022), Óscar Cabestrero ha publicado su último artículo de investigación en la prestigiosa revista científica internacional Minerals (Editorial MDPI), con el título «Mineral Paragenesis Precipitating in Salt Flat Pools of Continental Environments Replicated in Microbial Mat Microcosms without Evaporation» («Paragénesis mineral precipitada en lagunas salinas de ambientes continentales replicados en microcosmos de tapetes microbianos sin evaporación»).

El resumen del artículo (abstract), podría traducirse literalmente de la siguiente manera:

«La precipitación mineral puede observarse en entornos naturales, como lagunas, ríos, manantiales y suelos. Durante mucho tiempo se ha creído que el proceso de precipitación primario es abiótico debido a la evaporación, que conduce a la sobresaturación de las fases. Sin embargo, las interacciones bióticas del metabolismo microbiano, compuestos orgánicos e iones disueltos que conducen a la precipitación mineral se ha demostrado en estudios de laboratorio que utilizan cultivos de un solo organismo. El aumento del pH que induce la precipitación de carbonato de calcio debido a la fotosíntesis oxigenada de las cianobacterias y la liberación de iones debida a la descomposición de la materia orgánica por parte de los Firmicutes que induce la precipitación de carbonato de magnesio son ejemplos reconocidos.
Como los microbios no viven como cultivos puros en entornos naturales, sino que forman comunidades complejas, estos estudios de laboratorio de cultivos puros no reflejan las condiciones naturales. En este estudio, cultivamos comunidades microbianas complejas naturales en condiciones de microcosmos utilizando salmuera filtrada como columna de agua y dos tipos de sustratos de yeso natural, y reponemos las incubaciones para evitar la evaporación. Se realizó un seguimiento de las comunidades microbianas mediante microscopía óptica y se analizó la paragénesis mineral en asociación con y sin microbios, utilizando diferentes técnicas analíticas, como la difracción de rayos X, y microscopías electrónicas de barrido de emisión óptica y de campo. Para detectar los cambios a lo largo del experimento, se extrajeron pequeñas cantidades de salmuera de la columna de agua para realizar determinaciones fisicoquímicas.

Pudimos detectar la paragénesis mineral, evitando la evaporación, incluyendo las principales fases de las rocas sedimentarias químicas, como el yeso, el carbonato de calcio y algunos silicatos en asociación con los microbios. Además, evidenciamos que el uso de sustratos naturales impacta positivamente en el crecimiento de las comunidades microbianas, promoviendo el desarrollo de más biomasa. Este estudio puede ser visto como el primer intento y prueba de concepto de diferenciar la participación biótica y abiótica en los depósitos evaporíticos, ya que pueden formar paragénesis mineral sin evaporación. Serán necesarios futuros estudios con experimentos en microcosmos utilizando tapetes microbianos para establecer la precipitación mineral inducida por microorganismos y sus sustancias poliméricas extracelulares (EPS), específicamente para replicar la paragénesis mineral sedimentada a partir de salmueras naturales.»

Enhorabuena, Óscar, y a seguir poniendo picas en los ‘flat pools’. Esperamos que este talento segoviano algún día pueda retornar y poner todo su conocimiento en beneficio del desarrollo científico y socio-económico de nuestro país, región y provincia.


por

Etiquetas: